Crece desde el ombligo un dolor oscuro, una sombra beso, un abrazo que se ha hecho asco, un dolor pasmado.
Vendió su sombra y se hizo noche.
¿A donde llevas mi corazón? Al mío.